×
Red Hat

Automatización: ¿cuáles son los beneficios que trae para las organizaciones?

Roberto Calva, miembro de la Tech Office de Red Hat Latinoamérica, explica cuál es la importancia de acelerar la automatización, tecnología que ha ganado adeptos pero también algunos detractores que sustentan su opinión con algunos preconceptos.

Red Hat PRESENTA
Red Hat
  • T+
  • T-

Hace dos semanas se realizó por primera vez en Chile el Ansible Automates, evento global organizado por Red Hat -empresa proveedora de soluciones de TI basadas en código abierto- para promover la automatización y contribuir a derribar mitos que plantean un escenario apocalíptico: una tecnología que generará desempleo.

Red Hat Ansible es la solución de automatización que ofrece la compañía del sombrero rojo, que permite eliminar tareas manuales y repetitivas en la operación tecnológica de las empresas. Con Ansible, Red Hat aspira a demostrar que el escenario de "humanos versus robots" no supone una batalla por quién se queda con una posición laboral. De hecho, las organizaciones que lo han incluido pudieron aumentar su productividad en 31%, señala un estudio que la consultora IDC publicó en junio.

Además, es un software de fácil uso, explicó Roberto Calva, miembro de la Tech Office de Red Hat Latinoamérica, y un referente en tecnologías de automatización en la región. Lo que garantiza que esto sea así, dijo durante su presentación en el Ansible Automates, es que está diseñado sobre un "lenguaje humano".

-Hablar de automatización y al mismo tiempo decir que Ansible tiene un lenguaje humano, podría ser interpretado como una contradicción por quienes piensan que la tecnología está destruyendo empleos. ¿Cómo se explica esto?
-Lo atractivo del Ansible es que su lenguaje es muy sencillo, por eso digo que es humano. Es un lenguaje YAML, diseñado para ser escrito a un alto nivel. Ansible fue creado para que cualquier persona de TI pueda automatizar sus procesos, a diferencia de otros software que suelen ser muy complejos de abordar.

En el mundo tecnológico se habla mucho del "darwinismo del TI", pero hay que entender que no se trata de que llegarán androides a quitarnos el trabajo. Eso podría ocurrir en millones de años, no lo sé. Muchísimo antes que eso, va a suceder que cualquier rol de TI, no importa si es administrador de redes, de seguridad o desarrollador, tiene que evolucionar. Y una de las habilidades que será 100% exigida es automatizar.

Digo que Ansible habla un lenguaje humano y simple porque, además, parte de la premisa de que la complejidad mata la productividad. Si logramos reducir esa complejidad al momento de automatizar, si hacemos de esto algo reutilizable y empaquetable, podemos compartirlo, aplicarlo en otros proyectos y ahorrar horas de trabajo. Todo esto apuntando a disminuir errores, no a eliminar gente. Esta es una práctica en la que han caído algunas empresas, aunque luego se dieron cuenta de que no es el camino correcto, pero quizás por eso se ha afianzado el mito de que la tecnología destruye empleos.

-¿Por qué es tan importante que las empresas decidan automatizar ciertos procesos?
-Un 80% del tiempo de las empresas se va en la operación y 20% queda para innovar. En Red Hat queremos dar vuelta esa proporción y, para hacerlo, claramente hay que automatizar cuestiones del día a día -tareas operativas o rutinarias que a la mayoría de las personas no le gusta hacer-, para tener más tiempo de estudiar las nuevas tendencias, dedicarnos a cuestiones más analíticas y entregar servicios de forma más rápida.

-¿Cuál es el sector que ha incluido la automatización de forma más decidida dentro de su estrategia de transformación digital?
-En Latinoamérica todos marchan hacia un modelo similar. No importa si es gobierno, retail, banca o de las telecomunicaciones.

Sin embargo, el sector que más me llama la atención, por su naturaleza más tradicional, es el financiero. Cuando se empezó a hablar de transformación digital, muchos pensaron que la banca quedaría de última, pero esta industria supo avanzar mejor que nadie, entregando nuevos servicios, porque en el camino se encontraron con nuevas competencias, tal como está sucediendo con todos los sectores. Las sucursales físicas no han desaparecido, pero la banca digital ofrece servicios mucho más rápidos para abrir cuentas, enviar tarjetas a sus clientes, generar tokens electrónicos de forma automática, por nombrar algunos ejemplos de automatización. También ocurre que la banca entendió que tiene otros competidores como Google, Samsung, Facebook o incluso Amazon. Y ante ese escenario, evolucionar es la única manera de sobrevivir.

-¿Es necesario que esa evolución se haga con soluciones de código abierto? ¿Garantiza eso el éxito?
-Una empresa puede elegir entre código cerrado o abierto, y me parece que ambos son buenos. El diferencial del código abierto es que evoluciona mucho más rápido, va mucho más hacia las nuevas tendencias.

Hace 20 años parecía que el código abierto era sólo para las universidades, para investigación o algo que sólo podrían utilizar los geeks que querían experimentar algo nuevo. La realidad de hoy es que todas las nubes, llámese redes sociales, nubes para hosting o para que las empresas tengan sus aplicaciones y sus servidores virtuales, tienen algo de código abierto debajo, incluyendo algunas que hace algunos años eran cerradas y se dieron cuenta que abrirse les traía muchos beneficios.

Decir cuál tecnología es mejor o peor es algo que dependerá de cada empresa y de cómo se sienta con determinado software. Mi definición frente a eso es que el software que una empresa domine será el mejor para ella. Pero debemos tener en cuenta que el código abierto garantiza una evolución más expedita y segura, porque detrás de un proyecto comunitario abierto hay mucha gente alrededor del mundo, muchos ojos analizando, muchas mentes pensando y optimizando, y es mucho más fácil y rápido encontrar una oportunidad de innovación o un episodio de vulnerabilidad que con software de código cerrado.

Lo más leído