Cartas

El Estado y el acceso igualitario a servicios

  • T+
  • T-

Compartir

 

Señora Directora:

En la última edición de DF Más, el artículo "Desigualdad territorial" mostró las profundas diferencias que existen en el acceso a servicios y en el estándar de calidad de vida en distintas comunas del país. De acuerdo al Índice de Calidad de Vida Urbana 2020, 39% de la población del país tiene un nivel bajo y 18% logra un nivel medio bajo de calidad de vida urbana.

Incluso antes de la pandemia, la idea de repensar nuestras ciudades y hacerlas más sostenibles estaba en pleno desarrollo y debate. Hoy, este tema se ha vuelto urgente. Necesitamos concebir la ciudad como un espacio diseñado y equipado para personas y no sólo para vehículos. Un lugar integrado e integral, en el cual es posible desarrollar muchas actividades distintas, educación, trabajo, deporte, cultura y entretención. Y también, es necesario que habitemos un lugar que nos guste y donde sea grato y seguro vivir.

La planificación urbana, la expansión territorial y el proceso de densificación de las principales ciudades de Chile deberá revisarse a la luz de la nueva realidad que nos impone la crisis sanitaria, pero también para retornar con espacios sostenibles, capaces de responder de manera apropiada a las necesidades de desarrollo humano y a un cambio climático que sigue muy presente. Este es una tarea compleja que exige la revisión de los instrumentos de planificación y desarrollo comunales y urbanos, y en la cual deben participar todos los actores involucrados.

En este sentido, el Estado debe cumplir un rol particularmente activo para garantizar el acceso igualitario de la población a los distintos servicios, ya sea a través de su propia presencia o mediante la generación de las condiciones urbanísticas y de seguridad para que las empresas e instituciones estén presentes en todas las zonas necesarias.

Teresa Matamala

Gerente general Entorno Social

Lo más leído

DF Multimedia