Cartas

I+D en las empresas

  • T+
  • T-

Compartir

Señora Directora:

En medio de la pandemia que estamos viviendo, la ciencia ha pasado a ser una gran protagonista y se espera que pueda dar una pronta solución a la enfermedad. Si bien hay países que están desarrollando posibles vacunas, Chile será uno de los espectadores de lo que está pasando.

Esta experiencia demuestra que no es suficiente contar con más y buenos científicos, el país requiere tener cierta capacidad de manufactura estratégica instalada para asegurar el abastecimiento y producción de, por ejemplo, vacunas, reactivos químicos, fármacos, equipamiento médico o científico, entre otros; y así no depender de una, casi absoluta, dependencia externa.

Hace unos días se publicó la última encuesta sobre Gasto y Personal en Investigación y Desarrollo, donde, una vez más, los resultados son desalentadores: el gasto en investigación aplicada tuvo una caída de 8%, el financiamiento de las empresas a la investigación y desarrollo disminuyó 3% y la cantidad total de empresas que hacen I+D bajó de 921 en 2017 a 881 en 2018.

Si Chile quiere realizar la transición de una economía basada en la eficiencia de extracción de materias primas a una economía basada en el conocimiento, un gran pilar es lograr aumentar la inversión en I+D de las empresas.

Anil Sadarangani

Director de Innovación UANDES

Lo más leído

DF Multimedia