×
Cartas

La cuestión constitucional

  • T+
  • T-

Señora Directora:

Lejos de ofrecer mínimos habilitantes, que debieran estar moralmente aceptados por cualquier sociedad libre, la Constitución (como simplistamente podríamos señalar) debe ofrecer la estructura normativa necesaria para dar forma a cualquier Estado. Por lo mismo, otorgarle un carácter mesiánico a este texto tiende más bien a ser una discusión sorda.

Pretender que los actuales problemas de Chile se resuelven con un cambio constitucional es a lo menos inocente; asimismo, validar el actual modelo económico en la defensa irrestricta de la norma es también pretensioso. El descontento y descontrol social y político que por estos días enfrentamos es reflejo de esto: dos partes que por sesgos formativos difícilmente se podrán encontrar.

Discutamos, entonces, estos mínimos habilitantes: la pensión justa, el sueldo promedio necesario, la calidad y cobertura de la salud, o la cuestionada representación política.

Tratar de solucionar sólo desde el punto constitucional el actual escenario suena más a una agenda de grupos de interés, que a una respuesta para las demandas sociales.

Jonás Preller R.
Periodista

Lo más leído