Cartas

Por un retorno seguro al trabajo, sin cuantificar

  • T+
  • T-

Compartir

Señora Directora:

En respuesta a la carta del Sr. Jorge Hermann del 9 de junio: qué duda cabe de que la ley N° 21.342, que establece medidas para un retorno gradual y seguro al trabajo, conlleva un esfuerzo adicional para los empleadores para implementar esas medidas, que son vitales para proteger la vida y salud de los trabajadores en el contexto de pandemia. En este sentido, es indispensable ampliar el análisis que se realice de la ley.

En efecto, si bien conlleva mayores esfuerzos para los empleadores, les entrega certezas y beneficios. Incluso, desde una mirada puramente monetaria significa un potencial ahorro. Esto, al liberar a los empleadores de tener que costear el tratamiento y rehabilitación de un trabajador contagiado con Covid-19 o, peor aún, de tener que, eventualmente, indemnizar ante un fallecimiento por esta causa, solo para poner el ejemplo del seguro Covid-19, que tiene un "costo" de poco más de 1000 pesos por trabajador al mes.

Al contrario de lo que se señala, la ley pone el foco en el valor de la protección de la vida, salud y seguridad de los trabajadores, y en las externalidades positivas que esto trae al empleador, los trabajadores y sus familias y, en definitiva, al clima laboral. No se puede cuantificar el valor de la vida humana, más aún en el medio de una pandemia.

Por consiguiente, deben analizarse las implicancias de la ley sin sesgo cuantitativo, poniendo siempre la protección de la vida, salud y seguridad de los trabajadores como eje fundamental, indispensable y necesario para la recuperación de los empleos y economía.

Sebastián Merino von Bernath

Jefe de Asesores del Ministerio del Trabajo y Previsión Social

Lo más leído

DF Multimedia