×
Erik Haindl

Banco Central y error en el nuevo IPC

Erik Haindl Rondanelli Economista

Por: Erik Haindl | Publicado: Martes 9 de abril de 2019 a las 04:00 hrs.
  • T+
  • T-
Erik Haindl

Erik Haindl

El Instituto Nacional de Estadísticas generó una nueva canasta referencial para el Índice de Precios al Consumidor que tiene como referencia el año 2018. El índice anterior tenía como base 2013. Si bien es una buena práctica cambiar la canasta referencial de consumo, cuando la anterior deja de ser representativa, es importante hacer un buen empalme entre las dos series de índices de precios, de modo de generar una buena continuidad en un índice tan importante como es el IPC, que sirve como base para el cálculo de la UF, el pacto de reajustes salariales, así como numerosos contratos que lo utilizan como referencia. También es el termómetro fundamental con que el Banco Central mide la inflación, para definir su política monetaria.

Imagen foto_00000001

El economista Alejandro Fernández encendió las alarmas sobre un eventual error en el empalme entre las dos series del IPC de bases 2013 y 2018. Sin embargo, las explicaciones a favor y en contra que se dieron no fueron suficientemente claras, y el tema quedó dando vueltas, con una opinión pública dividida.

¿Qué es lo que se debió hacer para empalmar bien? En primer lugar, durante 2018 sólo se publicó la serie con base en 2013, la que sirvió de base para reajustar la UF, calcular la inflación mensual y realizar todos los ajustes contractuales correspondientes. Esta serie generó una variación acumulada en 2018 de 2,6%, que fue la inflación oficial del país. Como esta es la base de todos los ajustes legales y contractuales, las variaciones de esta serie no se deberían tocar. Lo único que se puede hacer es re-indexar la serie, de modo que su promedio sea igual a 100, respetando sus variaciones mensuales originales. En segundo lugar, la nueva serie de precios se debe pegar a continuación, considerando las variaciones mensuales a partir de enero de 2019.

El nuevo IPC con base en 2018 se publicó considerando los índices mensuales desde enero a diciembre de ese año. Este nuevo índice presenta una variación acumulada en el año de 2,1%, que es cinco décimas más baja que la inflación oficial. La razón de esta diferencia en los ritmos de inflación estriba en que se trata de dos canastas diferentes, cuyos precios promedio subieron a ritmos diferentes. En la medida que la nueva canasta refleje mejor los patrones de consumo de la gente, se aproxima mejor a la inflación verdadera.

El INE realizó correctamente el empalme estadístico, y de hecho agregó una calculadora del IPC en su página web, que permite calcular la inflación oficial que existe entre cualquier par de fechas que se desee.

Sin embargo, el Banco Central no pudo resistir la tentación de reducir la inflación anual en cinco décimas, y publicó en su página web la serie nueva partiendo desde enero de 2018. Este procedimiento es erróneo, puede dar origen a confusiones, y empalmes equivocados.

De hecho, si se toma la variación en 12 meses de la inflación a febrero de 2019, de acuerdo a la página del IPC del Banco Central, esta alcanza al 1,7% anual. La misma variación, con el empalme correcto del INE, alcanza al 2,2%. Sería importante que el Banco Central corrigiera su información y la adecuara al empalme del INE.

Lo más leído