×
Jorge Selaive

¡Inyección de adrenalina ahora!

Jorge Selaive Economista Jefe BBVA

Por: Jorge Selaive | Publicado: Lunes 12 de marzo de 2018 a las 04:00 hrs.
  • T+
  • T-
Jorge Selaive

Jorge Selaive

La economía está transitando hacia una recuperación que puede ser perdurable y extensible a todos los chilenos. La confianza está en terreno optimista en un contexto de inflación muy contenida y tipo de cambio bajo.

Si bien las bases son poco exigentes no podemos desestimar la retroalimentación que los buenos registros de actividad -influenciados por recursos naturales por el lado de la oferta y consumo importado por el lado del gasto-, pueden terminar teniendo sobre la confianza, irradiando finalmente al resto de la actividad.

Sin embargo, la mayor confianza no es suficiente, aunque sí indispensable, para hacer perdurable el mayor crecimiento económico. Durante el gobierno pasado vimos deterioros en las confianzas compatibles con una profunda recesión que afortunadamente no observamos. Simétricamente, pensar que las confianzas en terreno optimista son suficientes para crecer sobre potencial puede llevarnos a cierta complacencia. El mercado laboral presenta desafíos que solo una recuperación homogénea sectorialmente puede satisfacer.

¿Qué falta para que la recuperación tenga tracción hacia la segunda parte del año y el 2019? Una importante y urgente inyección de adrenalina con foco en la inversión:

1. Mejorar la institucionalidad, ejecución y consolidación fiscal: un Consejo Fiscal autónomo e independiente, una mayor transparencia de la regla y un mejor equilibrio entre gasto corriente (que creció 6% en 2017) e inversión pública (que se contrajo 3%) son tareas ineludibles.

2. Focalizar esfuerzos y eventualmente realizar sacrificios fiscales controlados: simplificar el esquema tributario, considerando una rebaja a la tasa de impuesto de primera categoría. Aunque una rebaja de 2 pp. me parece a priori muy tímida, su impacto debería ser acotado pero significativo. Estudiar la viabilidad de un impuesto al valor de la tierra en los negocios intensivos en ello, a cambio de una baja más sustancial de impuesto a las empresas.

3. Introducir la depreciación instantánea por 3 años puede transformarse en una herramienta muy potente: estudios técnicos realizados en EEUU señalan anticipaciones entre 10% y 17% para la inversión proyectada dentro en los siguientes 2 a 3 años. Tomando el catastro de inversión para 2019-2021, la pérdida de recaudación y mayor inversión podría alcanzar hasta 1pp. del PIB (US$ 2.800 millones), afectando el déficit fiscal, pero con un impacto virtuoso de mediano plazo. Se puede trabajar en niveles de corte vinculados a la historia reciente para determinar la elegibilidad del beneficio y con ello ajustar el sacrificio recaudatorio. Acá hay una apuesta con riesgo controlado que puede tomar el gobierno.

4. En caso de no integrar nuevamente el sistema tributario, se puede evaluar una tasa a las ganancias de capital más baja para empresas no públicas, en particular las de alto crecimiento. También se pueden crear incentivos con tasa preferencial de 3 a 5% para los ingresos de propiedad intelectual u otros productos o servicios relacionados a I&D tal como en otros lugares del mundo.

5. En un contexto de recuperación perdurable aún por verse e inflación apagada, no parece razonable alimentar aumentos en los costos de financiamiento por parte de la autoridad monetaria, pues pueden terminar transformándose en lomos de toro que resten vigor a la recuperación. No repitamos errores del pasado.

6. Revitalizar y dar renovada legitimidad a las concesiones: utilizar el nuevo Fondo de Infraestructura para que en el marco de una institucionalidad creíble se transforme en un puente público-privado.

7. Trabajar en el ámbito del mercado de capitales, eliminando escollos ya detectados por el Consejo Consultivo: este consejo requiere algo más de combustible de manera que sus propuestas, de haber consenso en el Ejecutivo, permeen hacia ajustes legales y normativos concretos.

8. Acelerar los esfuerzos por mejorar la productividad e innovación: terminada la etapa de diagnóstico, se hace imperativo pasar a la implementación de las medidas propuestas por el trabajo coordinado público-privado.

Lo más leído

DF Videos