Luis Larraín

Insuficiente

Luis Larraín Libertad y Desarrollo

Por: Luis Larraín | Publicado: Martes 12 de mayo de 2020 a las 04:00 hrs.
  • T+
  • T-

Compartir

Luis Larraín

Luis Larraín

La oposición se ha negado a aprobar un Ingreso Familiar de Emergencia que el Gobierno presentó al Congreso para ayudar a las familias vulnerables, de modo que no se vean afectadas por las cuarentenas que les impiden salir a trabajar. El argumento para oponerse es uno no muy original: el monto de dinero entregado sería insuficiente.

Eso les basta para detener la tramitación de este proyecto de emergencia que ya lleva un mes en el Congreso y beneficiaría a más de un millón de chilenos. Tampoco les gusta que el monto de la ayuda sea decreciente en el tiempo y plantean que se mantenga “mientras dure la emergencia”, como ha dicho Eduardo Engel. Entretanto, cada vez más chilenos, especialmente en Santiago, se quedan sin ingresos para subsistir y muchos empiezan a pasar hambre.

Imagen foto_00000002

Esto nos sirve para ilustrar cómo algunos quieren enfrentar el manejo de la economía durante la pandemia. Estamos ante una recesión económica no tradicional, que contrariamente a lo que sucede cuando hay un problema de demanda, ha sido provocada por las medidas que se toman para enfrentar la situación sanitaria. Es una recesión de oferta, inducida por el Gobierno. Aunque haya buenas razones para ello, esto no se puede olvidar a la hora de diseñar políticas económicas.

Porque resulta que son los mismos opositores quienes piden a voz en cuello mayores restricciones a la actividad productiva. Con la complicidad de alcaldes que creen que su misión en estos tiempos es la denuncia y la queja, en lugar de asumir su responsabilidad de autoridades y ayudar con las herramientas que tienen a la gente que queda sin trabajo por sus peticiones de cuarentena total, la oposición tiende una especie de trampa al Gobierno: presiona para que la recesión sea cada vez más grave por restricciones a la actividad, y luego no aprueba las leyes que se presentan para paliar sus efectos invocando la original palabreja: “insuficiente”. ¿Serán tan ignorantes que desconocen el principio de escasez en economía, que hace que en la práctica todo sea insuficiente?

Se suman a la fiesta los rostros de televisión, reporteros y otros personajes que piden ayuda para todo lo que se mueva.

Hay un detalle que se les olvida a quienes tienen esta peculiar visión de cómo manejar la emergencia sanitaria y económica: alguien tiene que producir la riqueza que políticos y rostros reparten a manos llenas. De hecho, los partidos de oposición declaran que “la situación económica del país permite con esfuerzo hacer un mayor gasto fiscal, coincidiendo con la necesidad de profundizar las actuales políticas públicas inyectando más recursos y a la brevedad”.

¿A cuál situación económica se referirán? Porque la de Chile es una caída del producto en 2020 de cerca de 5%, según el FMI, con un déficit fiscal proyectado de 9% del PIB que pongo en duda, porque los ingresos del Fisco serán menores a los proyectados.

Los políticos de oposición viven en otro mundo, uno en que no se produce, sino solamente se reparte; no se resuelve, sino se reclama. Adicionalmente, se ponen trabas y obstáculos a los que producen y a los que intentan resolver.

Es imposible que Chile salga adelante si por una parte paralizamos el país, y por la otra mantenemos los ingresos de los chilenos intocados. Lo que debemos hacer es permitir la actividad económica con restricciones sanitarias y paliar la baja de los ingresos con subsidios, oportunos y desgraciadamente siempre “insuficientes”. De lo contrario, como dijo el alcalde Alessandri, será el hambre y no el coronavirus lo que matará a más chilenos.

Lo más leído

DF Multimedia