Columnistas

Tasas de intercambio: pensando en las PYME

Gina Ocqueteau Consejera General de Asech

Por: Gina Ocqueteau | Publicado: Miércoles 24 de junio de 2020 a las 04:00 hrs.
  • T+
  • T-

Compartir

Gina Ocqueteau

Actualmente, hay más de 150 mil PYME y emprendedores afectados por esta pandemia que comercializan sus productos y servicios con tarjetas de crédito y débito, ya sea presencial o vía comercio electrónico, herramienta que ha sido una gran oportunidad para seguir operando en este contexto de emergencia. Todos ellos pagan el Merchant Discount (MD), monto que oscila entre 2,5% y 2,9% por cada una de sus ventas con tarjeta de crédito, mientras que en el caso de las tarjetas de débito alcanza un rango entre 1,3% y 1,49%, más IVA.

Imagen foto_00000002

Los MD están definidos por acuerdos entre el Tribunal de Defensa de la Libre Competencia (TDLC), la Fiscalía Nacional Económica (FNE) y Transbank -el principal adquirente de estas transacciones- desde 2005. Esto, bajo un modelo llamado de tres partes, donde el MD se recauda por el adquirente y se traspasa íntegramente al emisor de la tarjeta. Ahora que se está impulsando el modelo de cuatro partes, el MD se quedará en el adquirente, pero este último deberá remunerar al emisor por cada transacción con la llamada “tasa de intercambio”, que en general representan el 80% al menos del MD.

Hoy existen varios adquirentes operando en nuestro país: Transbank, BancoEstado, Multicaja y Santander, entre otros. Todos, bajo el nuevo modelo, afiliarán comercios, les fijarán los MD con acuerdo del comercio y deberán pagar las tasas de intercambio fijadas a los emisores, lo que, sumado a sus costos y comisiones a las marcas (Visa, MasterCard y Amex, principalmente), representarán sus costos totales, dejando eventualmente un espacio para un margen razonable de utilidad.

Entonces, es fundamental que, para bajar los MD que hoy pagan principalmente las más de 150 mil PYME y emprendedores, se establezcan tasas de intercambio razonables que permitan definir MD más bajos que los actuales. Aunque bajar en demasía las actuales tasas de intercambio desincentivaría la emisión de tarjetas, ya que el ítem de ingresos por estas tasas es muy importante para el negocio de los emisores, es claro que hoy existe un espacio para bajarlas.

La pregunta es, ¿cómo? En gran parte de la OCDE estas tasas están fijadas por reguladores centrales, como Bancos Centrales, Ministerios de Economía o Hacienda, o entes similares. En otras partes del mundo las fijan las marcas, como en Chile, donde han fijado, en el último tiempo, tasas de intercambio bastante altas en relación a los actuales MD, lo que claramente no deja espacio para rebajar los MD, en especial para las PYME y los emprendedores. Y la autoridad ha evitado intervenir, a pesar de las recomendaciones explícitas de la Corte Suprema, del TDLC y de la FNE, junto a peticiones del comercio y otros actores.

En las circunstancias actuales no hay duda de que es el momento de que la autoridad, ya sea Hacienda o Economía, fije tasas de intercambio más bajas, razonables para la continuidad del negocio de las tarjetas de débito y crédito, donde todos ganen. Rebajar un 33% los actuales MD permitiría a nuestras PYME y emprendedores ahorrar al menos unos US$ 350 millones anuales. Y serían muchos más los comercios que tendrían la oportunidad de sumarse a esta modalidad de venta, aumentaría su bancarización y el mercado crecería para todos.

Lo más leído

DF Multimedia