Editorial

Ante la crisis social, el desafío es político

  • T+
  • T-

Compartir

Imagen foto_00000001

n entrevista con este diario el viernes pasado, el director de Comunicaciones de La Moneda durante el primer gobierno de la Presidenta Bachelet, Juan Carvajal, puso énfasis en la insoslayable dimensión política que tiene cualquier salida posible al actual escenario de crisis social.

En sus palabras, todos los partidos políticos deben concentrarse "en generar condiciones diferentes de las actuales para los próximos dos años" —cargados de procesos políticamente desafiantes como el plebiscito constitucional y posterior debate constituyente, y luego las elecciones de alcaldes, gobernadores, parlamentarias y presidenciales—, porque para el ciudadano "las señales que van surgiendo de todos los lados de la política son confusas". Por otra parte, agrega, esos mismos partidos "tienen que ser menos mezquinos (y) buscar soluciones que permitan ponerse de acuerdo en los temas fundamentales". Esto, cabe señalar, justamente cuando los procesos mencionados introducen poderosos incentivos para el cálculo político corto de miras.

En efecto, la ciudadanía ha recibido "señales confusas" de parte de una oposición que ha puesto considerable energía en interpelar y acusar constitucionalmente a diversos funcionarios de gobierno, incluyendo al propio Presidente de la República. Ello no sólo ha constituido un mal uso de esos importantes instrumentos fiscalizadores, sino que inevitablemente ha distraído esfuerzos del mismo Ejecutivo del cual la oposición exige soluciones a la crisis. El oficialismo, por su parte, a la confusión sobre sus lecturas del actual contexto social ha sumado divisiones y fricciones respecto de, entre otras cosas, la estrategia política de cara al proceso constituyente.

Los llamados al diálogo y a los acuerdos pierden sentido en ausencia de una clase política dispuesta a asumir los costos de liderar, especialmente en un escenario como el actual, en que la insistencia en privilegiar la lógica refundacional por sobre la conducción responsable pone en riesgo mucho de lo que el país ha logrado en décadas.

Lo más leído

DF Multimedia