×
Editorial

Bajo crecimiento de las remuneraciones

  • T+
  • T-

Confirmando lo que las cifras ya evidenciaron para 2016 como un todo (cuando las remuneraciones a nivel nacional anotaron su menor tasa de crecimiento real en ocho años), los datos del pasado mes de enero refrendaron la debilidad que se observa en este ámbito, con tasas de expansión en niveles bajos y no vistos desde 2010.

Los datos son leídos a nivel de expertos como una señal de la desaceleración que vive la economía y síntoma íntimamente conectado con el consecuente deterioro cualitativo que ello produce en el mercado del trabajo. No es un secreto que en estas circunstancias las empresas realizan reestructuraciones internas en un intento por acomodar su realidad de costos al escenario de menores ingresos y ventas. Lo mismo ocurre a nivel de estados de ánimos, ya que en ambientes más inestables en lo económico, los trabajadores se cargan de inseguridad y aprensiones, mostrándose más dispuestos a transar en materia de expectativas salariales. Ambas dimensiones, son caras de una misma ecuación económica, una que para nada resulta alentadora ni deseable, y que ratifica la importancia y el carácter de virtual política social el despejar incertidumbres e imprimir urgencia a las políticas reactivadoras.

Lo más leído

DF Videos