×
Editorial

Cotización de los independientes

  • T+
  • T-

La falta de cotización previsional de los trabajadores independientes o por cuenta propia es un problema que, por diversas consideraciones, sobre todo políticas, se ha prolongado por demasiado tiempo.

Ya en el análisis de la Comisión Marcel, en 2006, el asunto fue vislumbrado como una complicación importante para las pensiones de un número muy significativo de personas. Casi doce años después, sigue postergándose la decisión de hacer obligatorio este ahorro para quienes no tienen un contrato de trabajo dependiente.

El empleo independiente abarca situaciones diversas. En el rango de más altos ingresos incluye, por ejemplo, a personas que desempeñan profesiones liberales y el listado puede seguir con empleados del sector público que trabajan a honorarios, quienes se dedican a oficios en distintos rubros y, por último, trabajadores informales, que laboran en condiciones de alta precariedad.

No todos, entonces, requieren la misma atención desde el punto de vista de la seguridad social, pero la gran mayoría sí tendrá una pensión inferior a la que habrían tenido con un ahorro sistemático. En cualquier caso, habrá una presión adicional para el fisco, considerando que las últimas administraciones han priorizado el fortalecimiento del pilar solidario del sistema previsional.

El gobierno de Piñera ha anunciado que presentará una nueva reforma a las pensiones, y prepara un proyecto para hacer que la obligación de cotizar de los trabajadores independientes que parte este año tenga una aplicación gradual. Esto abarca a quienes tienen algún vínculo con el Estado, mediante boletas de honorarios o por pago de impuestos. Queda pendiente resolver el problema del universo de trabajadores que están en completa informalidad.

Lo más leído

DF Videos