Editorial

En La Araucanía, violencia terrorista

  • T+
  • T-

Compartir

Imagen foto_00000001

a provocado entendible conmoción el ataque sufrido hace algunos días por un equipo periodístico de TVN en la zona de Cañeta, en La Araucanía, adonde habían ido para conducir una entrevista con el líder de la CAM. Realizada su labor, y mientras regresaban por la misma ruta, su vehículo recibió disparos de un número indeterminado de atacantes por varios minutos, y entre diversas lesiones la más grave fue que un camarógrafo perdió la visión en un ojo.

Imagen foto_00000002

Por lamentable que sea, este incidente no es muy distinto a cientos de otros similares, algunos muchísimo más graves, que han padecido los habitantes de la llamada “zona roja” de La Araucanía durante dos décadas, en una dinámica de violencia creciente que se ha acentuado en el último año, con ataques diarios a camiones, viviendas, templos, escuelas, predios, personas, etc. Lo que realmente diferencia a este ataque armado es la identidad de sus víctimas, que por ser periodistas de un reconocido canal de televisión, han hecho más visible ante la opinión pública del resto del país lo que quienes viven en esa región han experimentado.

La agresión que sufrieron los profesionales de TVN, como la mayoría de los que ocurren en el marco del mal llamado “conflicto mapuche”, fue de carácter innegablemente terrorista. Lo que se pretendía era amedrentarlos a ellos, y a otros periodistas que pudieran ir en el futuro, por haber realizado su trabajo o para que no siguieran realizándolo. De forma análoga se invaden campos, se queman casas o se destruye maquinaria agrícola para conminar a sus propietarios a abandonar la zona, lo que comprensiblemente muchos han hecho con el correr de los años, al ver que la violencia no disminuye (más bien al contrario) y que los responsables rara vez son sancionados por la justicia.

Por este ataque se ha presentado, como corresponde, una querella por homicidio calificado en calidad de frustrado contra sus hechores. Otras no han prosperado. Pero tal vez la visibilidad de este lamentable caso ayude a poner en perspectiva la violencia terrorista que sufre La Araucanía.

Lo más leído

DF Multimedia