Editorial

Incoherencia política en pensiones

  • T+
  • T-

Compartir

Imagen foto_00000001

a propuesta de reforma de pensiones de la oposición, en lo esencial, consiste en que los seis puntos porcentuales de aumento de cotización sean utilizados para mejorar las pensiones de los actuales jubilados. Ello, a cambio de una promesa de que parte de esos recursos generarán un bono para financiar pensiones futuras de los cotizantes actuales, aunque con un retorno inferior al que están generando los fondos de capitalización.

Imagen foto_00000002

Las posibilidades de avanzar en el corto plazo en esta materia parecen reducidas. Primero, porque el retiro adelantado de fondos agravó el problema, y segundo, porque la urgencia de iniciar el proceso de recuperación de empleo hace muy desaconsejable establecer ahora un impuesto al trabajo formal de esa magnitud. Más aun, un grupo de diputados opositores ha presentado un proyecto para permitir un segundo retiro de fondos, lo que podría llevar ahora a que otro porcentaje significativo de afiliados quedara sin ahorro previsional.

Respecto al pago de jubilaciones prima una lógica cortoplacista en extremo, lo que hace pensar que finalmente el objetivo es la popularidad inmediata. Existe pleno consenso de que tenemos un problema previsional que tenderá a agravarse en el futuro, producto del aumento de longevidad, el cambio en las formas de trabajo y los bajos retornos de activos. Sin embargo, se logra primero una amplia mayoría para financiar consumo de corto plazo con los ahorros para jubilación, agravando la situación, especialmente para los jóvenes. Se suma luego la idea de que todo el aumento de cotización que se está discutiendo vaya a un fondo de reparto, que equivale a financiar pensiones actuales con los recursos de los que hoy trabajan.

La pregunta de cómo financiaremos las jubilaciones en el futuro sigue sin respuesta. Resulta llamativo que el cortoplacismo de parte del mundo político en esta materia es totalmente contrario al discurso que se sostiene, por ejemplo, sobre el medio ambiente. Priorizar una mejor calidad del aire en el futuro por sobre la capacidad de satisfacer necesidades básicas, parece un contrasentido.

Lo más leído

DF Multimedia