×
Editorial

Medicamentos sin receta: más competencia

  • T+
  • T-

Imagen foto_00000001

uego de un trabajo conjunto entre las carteras de Economía y Salud, el gobierno ha resuelto impulsar la medida que permite la venta en góndola de medicamentos sin receta a través de una indicación al proyecto de Ley de Fármacos II —actualmente en su segundo trámite en la Cámara de Diputados—, en lugar de incluirla, junto con otras iniciativas como la apertura del cabotaje de carga, en un proyecto misceláneo pro competencia.

Si bien existían diferencias al interior del propio Ejecutivo respecto de cuál sería la vía procedimental más idónea y expedita para abrir la venta de dichos medicamentos en establecimientos distintos a las farmacias, finalmente prevaleció la importancia del objetivo por sobre el mecanismo legislativo. Este parece el enfoque acertado, ya que efectivamente esta postergada medida puede significar un alivio considerable para el bolsillo de los consumidores mediante una mayor competencia de oferentes en el sector.

Algunas cadenas de farmacias y parte del gremio de los químicos farmacéuticos se oponen a un cambio que, dicen, podría ser riesgoso para los consumidores. En la práctica, se pondría término a lo que hoy es un monopolio en la venta de fármacos. De hecho, la experiencia de países donde los remedios sin prescripción están disponibles en supermercados y otros comercios, es que no se ha producido la crisis sanitaria por consumo indiscriminado que algunos dicen temer para Chile en caso de aprobarse dicha venta. Por otro lado, en cambio, sí se han visto las reducciones de precio que sus impulsores presagiaban y que, según el ministro de Salud, son del orden de 20% a 40%.

Modificaciones como ésta fomentan la transparencia y la competencia de los mercados, y de esa forma podrían traer beneficios concretos tanto para el bolsillo de los consumidores como para la salud de los pacientes. La Ley de Fármacos II ya suma cuatro años de trámite legislativo y es de esperar que la presión por este tema en particular no retrase aun más su aprobación.

Lo más leído