×
Editorial

Nuevo Plan de Descontaminación

  • T+
  • T-

El nuevo Plan de Descontaminación está en su etapa final, por lo que prontamente se comenzarán a aplicar una serie de medidas destinadas a reducir, en un plazo de 10 años, el 60% de las emisiones de material particulado fino (MP 2,5) en la Región Metropolitana. Las medidas consideradas incluyen la prohibición del uso de leña en 32 comunas, normas más estrictas de emisiones para la actividad industrial, mayores estándares exigidos para los buses del Transantiago, nuevas normas para la maquinaria fuera de ruta y restricción vehicular, entre otros.

La medida más controvertida ha sido, sin duda, la restricción permanente a los vehículos catalíticos durante cuatro meses del año. Expertos han señalado que esta imposición no cumple con los criterios de proporcionalidad, no discriminación y eficiencia, puesto que el aporte a la contaminación de los vehículos catalíticos es menor; habrá vehículos sujetos a restricción menos contaminantes que otros que estarán exentos; y se generará un incentivo a la compra de un segundo vehículo (eventualmente más contaminante) para evitar la restricción. También han surgido críticas que apuntan a una carga excesiva para el sector industrial dadas las mayores exigencias impuestas, las que además no habrían tomado en consideración las inversiones ya realizadas para reducir las emisiones.

Pero quizás lo más complejo radica en la prohibición al uso de la leña, que contribuye con casi 40% de las emisiones totales. Las dificultades asociadas a su fiscalización hacen prever un bajo cumplimiento, lo que haría que los beneficios estimados de la aplicación del Plan puedan estar sobreestimados.

Lo más leído

DF Videos