×
Editorial

Prioridades para el Presupuesto 2018

  • T+
  • T-

El ministro de Hacienda, Nicolás Eyzaguirre, ha sido enfático en establecer la austeridad como uno de los focos centrales de su recién iniciada gestión a cargo de las finanzas públicas, y lo hace porque hay dos hitos ad portas y por los cuales será evaluado: la presentación ante el Congreso del proyecto de Ley de Presupuestos 2018 y la negociación del reajuste salarial a los empleados del Estado.

En el contexto de estas iniciativas ha reiterado la necesidad de avanzar a la consolidación fiscal y cuidar el endeudamiento.

En la Nueva Mayoría la respuesta ha sido que estos objetivos no pueden soslayar los compromisos pendientes del programa de gobierno y han planteado que los ejes deberían estar en reactivación económica, salud, educación y pensiones. El expresidente y candidato Sebastián Piñera ha dicho a su vez que el Presupuesto 2018 debería establecer las holguras suficientes para que la nueva administración pueda ejercer sus propias prioridades. También ha pedido cortar grasa y que los recursos se gestionen con probidad y eficacia.

No será fácil conciliar estos intereses –algunos son más bien contradictorios- y la habilidad técnica y política serán una vez más puestas a prueba. Lo claro, eso sí, es que los hechos tienen una porfía que las declaraciones y énfasis no logran empañar. La rigurosidad de los antecedentes y los supuestos con los que se preparen estos proyectos serán claves –siempre lo son, pero aún más en períodos electorales- para el ejercicio del nuevo gobierno, y sobre todo para la economía y las cuentas fiscales.

Un insumo que puede ser de gran utilidad es el Informe de Política Monetaria (IPom) que presentará hoy el Banco Central ante el Congreso.

Lo más leído

DF Videos