Tecno

Los mitos de la digitalización de las PYME

Por Alfonso Emperanza, director Claro Chile.

  • T+
  • T-

Compartir

La pandemia gatilló un acercamiento a la tecnología que nunca antes habíamos experimentado y que se volvió la norma a través de la migración de nuestras rutinas a la virtualidad, gracias al auge de prácticas como el teletrabajo, la educación en línea, el e-commerce o la telemedicina. Esta digitalización repentina de nuestras vidas también sirvió para reforzar lo importante que es la transformación tecnológica en el sector empresarial y especialmente en las pequeñas y microempresas, para quienes la adopción de nuevas tecnologías puede ser clave para sobrevivir en tiempos difíciles. 

 A pesar de esta acelerada migración tecnológica, la transformación digital en nuestro país todavía tiene mucho camino por recorrer. Según el último Índice de Transformación Digital de CORFO y la Cámara de Comercio de Santiago publicado este año, 4 de cada 10 empresas nacionales estarían en la categoría de Intermedio Digital, lo que se traduce en un avance aún bajo en cuanto a procesos de digitalización. Es más, en el caso de las pymes y según datos del Ministerio de Economía, a julio de este año sólo el 13% realizaba comercio electrónico y menos de la mitad, el 46%, tiene un sitio web.  

 Existen varios motivos por los cuales la mayoría de estas empresas aún no han dado el salto hacia la digitalización. Comenzando por el mismo concepto de transformación digital, que puede resultar abstracto para muchas empresas, haciendo más difícil identificar los pasos a seguir y las soluciones necesarias para hacerlo. Esta desinformación ha contribuido a que se establezcan ciertos mitos que han obstaculizado la digitalización de las pymes. 

 Bajo acceso argumentan algunos al indicar que la tecnología es cara. La realidad es que hoy existen herramientas y ecosistemas de calidad, a medida y a precios muy convenientes. Solo por citar un ejemplo extremo, una microempresa puede contar con su propia página web por sólo $3.000 mensuales. 

 Es muy difícil digitalizar una empresa, aduciendo a la complejidad de la tecnología. En la práctica, es muy sencillo incorporar herramientas digitales que permiten generar espacios colaborativos e implementar entornos seguros en las organizaciones, según sus necesidades y a la escala que corresponda.

 Solo se pueden digitalizar empresas con muchos trabajadores es otro de los mitos. Pero a diferencia de lo que muchos creen, no es necesario tener un mínimo de trabajadores. Por ejemplo, en Claro Chile tenemos soluciones para empresas desde los tres usuarios.

 Especialistas incluyen además otros mitos como que es necesario contar con un experto en TI; se requiere digitalizar completamente una empresa; o es imprescindible contar con lo último en tecnología. En realidad la transformación digital está a la vuelta de la esquina y se requiere solo un pequeño impulso para lograrlo. 

Lo más leído

DF Multimedia