Editorial

Cuarto retiro: un aviso a los votantes

  • T+
  • T-

Compartir

Imagen foto_00000001

a ciudadanía debería observar con mucho cuidado lo que está ocurriendo en el Congreso con la discusión del cuarto retiro adelantado de ahorros previsionales, porque evidencia mucho del pobre desempeño político que los chilenos tendremos ocasión de evaluar democráticamente en las urnas en noviembre próximo.

Desde luego, lo primero que los ciudadanos deben enjuiciar es que se esté discutiendo un cuarto retiro, pues eso es justamente lo que se prometió que jamás pasaría cuando se planteó la posibilidad del primero, hace algo más de un año. Por entonces los parlamentarios que impulsaron la medida -abriendo una vía inconstitucional que continúa hasta hoy- se comprometieron a que fuera por “una única vez”, lo que a poco andar desconocieron planteando el segundo y tercer retiro, sin otra justificación que un cambio de postura.

Imagen foto_00000002

Pero por sobre todo, los chilenos deben ser conscientes -más allá de posiciones políticas o incluso de su juicio sobre el actual sistema de pensiones- de cómo el debate parlamentario ha hecho a un lado los argumentos y la evidencia, para centrarse en la consigna populista y la promesa irresponsable. Al punto de que una diputada no dudó en instar a sus colegas a “que apoyen el cuarto retiro si se quieren reelegir”. Que lo hiciera mediante un poco edificante “paya” recitada ante la Comisión de Constitución dice mucho sobre el ambiente en que se tramitó la iniciativa, así como sobre la calidad de la discusión.

Pese a que los expertos invitados ante la Comisión rechazaron este retiro por razones bien fundamentadas -caída de pensiones actuales y futuras, mayor inflación, créditos hipotecarios más altos, alza en tasas de interés, repercusiones en el mercado financiero-, fueron desoídos por una mayoría de siete a seis. De los parlamentarios que lo apoyan, en tanto, en lugar de argumentos técnicos para aprobarlo se escucharon sobre todo condenas a las AFP y consignas de “devolverle el dinero a la gente”.

El destino del cuarto retiro no es claro en la sala de la Cámara, pero pase lo que pase, la ciudadanía debe sentirse advertida. Y votar en consecuencia.

Lo más leído

DF Multimedia