×
Dalibor Eterovic

Cinco proyecciones para el próximo año

Dalibor Eterovic Managing Director TRG Management

Por: Dalibor Eterovic | Publicado: Jueves 28 de diciembre de 2017 a las 04:00 hrs.
  • T+
  • T-
Dalibor Eterovic

Dalibor Eterovic

Como una vez irónicamente dijo el físico Danés Niels Bohr, hacer predicciones es muy difícil, especialmente si es sobre el futuro. Nuestra capacidad de prever escenarios es limitada y hay demasiados eventos inciertos que rápidamente pueden hacer irrelevante el análisis más sofisticado. Teniendo esto en cuenta, el escenario base con el que estoy trabajando para el próximo año puede caracterizarse en 5 proyecciones.

Primero, espero que el crecimiento económico global tenga un buen año. En particular en EEUU, las rebajas de impuestos de Trump tendrán su mayor efecto sobre la actividad del próximo par de años y probablemente ayudarán a que la economía norteamericana se mueva al intervalo de crecimiento anual de 2,5-3%. Más relevante es que la probabilidad de que la economía se desacelere cae significativamente.

Los costos reales de esta mal pensada reforma se verán solo en el mediano plazo a través de mayores déficits fiscales, deuda y desigualdad social. En Europa todavía hay brechas de capacidad y espacio para seguir creciendo en torno a 2,5% anual, ayudado por mejores expectativas de consumo e inversión, así como de la expansión del crédito doméstico. Una demanda interna fuerte en la Zona Euro apoyará al sector manufacturero y exportador chino, lo que mantendría un crecimiento en torno a 6,5%.

Segundo, espero que las tasas de interés en EEUU y Europa vayan al alza. El dinamismo económico norteamericano, inflación baja pero estable junto a brechas de actividad cerradas, llevará a la FED a subir la tasa de política monetaria al menos 3 veces (en 25pb) en 2018. En Europa, el BCE comenzaría a finalizar su programa de relajamiento cuantitativo en el segundo semestre.

Tercero, a pesar de tasas de interés más altas y gracias al dinamismo económico europeo y de emergentes, es probable que el dólar en términos reales continúe la tendencia a la baja que inició a fines de 2016.

Cuarto, las monedas y las acciones emergentes tendrían mejor rendimiento ajustado por volatilidad que las tasas de interés y el crédito de emergentes. El entorno de crecimiento global sincronizado continuaría apoyando la toma de riesgos mientras que las valuaciones para las monedas emergentes están en torno a promedios históricos y las acciones se mantienen por debajo de sus promedios históricos (precios utilidad cíclicamente ajustados). Las tasas locales tendrían el viento en contra de tasas internacionales más altas y el fin del relajamiento monetario de bancos centrales emergentes.

Chile, habiendo dejado atrás la incertidumbre política y gracias a las condiciones financieras externas y locales, tendría un crecimiento mayor al esperado (3,5% o más) mientras que la inflación continuará sorprendiendo a la baja al menos durante la primera mitad del año.

Lo más leído

DF Videos